Mayormente despejado

3°C

Martos

Mayormente despejado

Humedad: 73%

Viento: 11.27 km/h



NEUMÁTICOS GOCA - SERVICIO 24H

Desde el pasado 7 de diciembre, la Sala de Exposiciones “Martos 2000” acoge la nueva exposición de José Domínguez, "Martos, su paisaje y su olivar", que estará abierta al público en la Avenida San Amador hasta el próximo 7 de enero.

DSC 0039Este marteño, que ama a su pueblo, ha conseguido traspasar las fronteras y su labor como pintor tiene reconocimientos internacionales. Además de las exposiciones que todos los años realiza en el municipio, las obras de este artista circulan por multitud de rincones, llevando, consigo, el nombre de Martos por todo el mundo. 

P: ¿Quién es José Domínguez?

R: Yo creo que es una persona a la que conoce casi todo el pueblo. Todavía físicamente, aunque parezca mentira, no me reconocen, pero el nombre de “José Domínguez”, yo creo que tiene una trayectoria más que consolidada para que me conozca todo el pueblo.

José Domínguez, decir que empezó de forma totalmente autodidacta, que le gustaba, era muy aficionado al dibujo y a la pintura y empezó con su primera exposición en la Casa de la Cultura, creo que en el año 98 o 99. Desde entonces no paro de exponer, al principio en la Casa de la Cultura, luego en un local en el Parque, que me lo cedieron dos o tres años, hasta que compré este local. Expongo todos los años en verano y algunos años también en Semana Santa. 

P: Usted es muy conocido también fuera de Martos, ¿qué ciudades o países han reconocido tu labor?

R: La verdad es que tengo un currículum internacional. Como muchas veces digo, es una ventana al mundo, porque ya te conocen galerías, museos y no paran de llamarte y de trabajar. Tengo dos homenajes, uno en México, que se me hizo hace tres años, y otro en California, que se me hizo hace dos. Lo que considero que es un reconocimiento bastante importante. Luego, exponer he expuesto en el Museo del Louvre, durante cuatro años seguidos. Ya no mando obra porque hay un problema luego a la hora de mandar la obra… pero he estado cuatro años exponiendo allí. Me hicieron miembro de la Asociación Nacional de Bellas Artes de Francia, soy todavía miembro de allí, y eso para mí fue un lujo. Este año he expuesto en una galería de Barcelona en Pekín, Dinamarca… y muchísimos sitios. Ya mi reto, que está pendiente, que justo con la exposición homenaje en California, una galería de Manhattan vio mis trabajos y ha estado insistiendo hasta que he firmado el contrato para exponer con ellos dentro de dos años con ellos. En una galería de Manhattan, Nueva York. Por eso te digo que, muy internacional ya. 

P. A pesar de ser tan internacional, siempre lleva a Martos en sus cuadros. ¿Qué le dicen sobre esos cuadros en los que sale su pueblo?

R. No os podéis imaginar la impresión que da cuando ven en el extranjero la obra de Martos. No os lo podéis imaginar. Me dicen “esa piedra tan grande”, “¿qué significado tiene esa ‘piedra’? ¿Qué es?”, por que claro, nosotros la vemos muy normal, ¿no? Pero ellos ven una piedra enorme. Un pueblo blanco con una “piedra enorme”. Ha habido críticas, comentarios… Es muy emocionante. Yo casi siembre, en casi todas las exposiciones, tanto aquí como fuera, por lo menos un par de obras siempre suelo llevar de Martos. Rincones, vistas generales… A parte, aunque no lleve la obra, en todas las exposiciones, como la que te digo del Louvre, cuando se inauguró la exposición y lógicamente ponía “José Domínguez, Martos, Jaén, España”. Es “José Domínguez”, pero va enlazado siempre con Martos. En el homenaje de México, hicieron una lona de tres metros por cuatro, y estaba colocada justo en la fachada del Museo que ponía “Homenaje al Pintor español José Domínguez. Temática ‘El Olivar marteño’”

DSC 0023P. Es un embajador de nuestro pueblo…

R. Considero que sí. Además, muy orgulloso, porque yo, precisamente con el pregón de la Fiesta de la Aceituna, ha pasado por aquí mucha gente, y al ver los cuadros decían “Hay que ver Martos”, y yo decía “Martos es que es precioso, no sabemos lo que tenemos”. Quizás no valoramos todo lo que tenemos, el valor cultural, patrimonial, es una maravilla. Martos es, como yo digo, tan bonito desde abajo como desde arriba. Lo miras desde abajo, es impresionante con la Peña, lo miras desde arriba, el mar de olivos… yo creo que para los artistas, no solo para los plásticos, sino también para los escritores, Martos es un lujo. Pintar o escribir algo de Martos es un verdadero lujo.

P. Esta exposición, como ha mencionado, está enmarcada dentro de las actividades de la Fiesta de la Aceituna, ¿qué es lo que se ofrece en esta muestra?

R. Ya sabéis que en todas las exposiciones que hago, en verano o Semana Santa, meto mucha temática. Lógicamente hay motivos de Martos, pero también meto bodegones, flores… de todo. Y hasta ahora, en todos los años que llevo de exponer en Martos, que ya son unos pocos, es la primera exposición que hago que solamente la temática es sobre Martos. Martos y el olivar. La verdad es que está gustando una barbaridad, y es muy grato porque ves vistas generales, rincones… y luego el motivo de la recolección de la aceituna. Hay muchos pintores que pintan el olivar, pero concretamente las faenas de recolección de la aceituna, que yo conozca dos, poquísimos pintores suelen hacer el motivo con la recolección de la aceituna.

P. Además, esta exposición tiene un componente extra, que es la colaboración del Taller de Lectura “La Silla de Anea”…

R. Bueno, la inauguración fue impresionante. No tengo con qué agradecerles, de verdad, porque yo valoro mi trabajo, pero valoro el trabajo de ellas. Ellas, cuando se dijo que esto se podía hacer, todas estuvieron encantadas. Empezaron unas pocas y luego se han sumado prácticamente todas, y disfrutando muchísimo. Cada una cogió una obra, la temática que le gustó. Bien relacionado con un rincón, una vista general, el motivo de la recolección… y ha sido algo genial. Como dije el otro día, espero que esto sea el comienzo de un futuro que tengamos muy lejano, porque ha sido estupendo y está gustando mucho en la exposición. Ves la obra y luego ves el relato, lees ese relato. Yo creo que esto nunca se ha hecho en Martos, es una novedad y espero que se haga muchas veces más.

P. Con todas estas novedades que nos estás contando, ¿qué es lo que más le gusta de la exposición?

R. Lo que más me gusta, que ya lo he comentado antes, quizás sea que es la única hasta ahora en la que toda la temática es de Martos. Estos son como tus hijos, tú los haces con muchísimo cariño y decidirte con alguno en concreto a lo mejor no, pero sí que está llamando, quizás por la fecha, por la Fiesta de la Aceituna, los motivos de la recolección de la aceituna.

DSC 0048P. Y de su profesión, ¿qué es lo que más le gusta?

R. Bueno, mi profesión, es como todo. Porque tu profesión, si tú te dedicas en cuerpo y alma a ella, como en todos los trabajos, es sacrificada. Luego tus recompensas, el público. Los homenajes, los premios que consigues… Ahora, por ejemplo, estoy seleccionado en el certamen de la Asociación Nacional Española de Pintores y Escultores, en Madrid. Estar seleccionado en esa exposición, con obras de toda España, en las que seleccionan solo 15 o 20. Ósea, estar ahí dentro ya es importantísimo. Que seleccionen tu obra porque hay una calidad. Y eso, ya te digo que hay un sacrificio, pero luego también está la recompensa de una selección, de un premio, de un homenaje… y para mí, que siempre lo digo, la mayor recompensa fue, por ejemplo, la que me dio el otro día el colectivo de “La Silla de Anea”. Mi mayor recompensa fue el calor humano que aquí se vivió la otra noche…  ni diplomas ni reconocimientos ni nada. Esa es mi mayor recompensa.

P. El otro día en la inauguración, dijiste que esta exposición tenía un significado especial para ti, por a quién está dedicada.

R. Quizás lo haya hecho solamente en dos, las que he considerado más importantes, por ejemplo la del Museo Provincial de Jaén, el pasado año, que considero que fue muy importante, y que era uno de los retos que yo tenía y que pude conseguir, se la dediqué a mi señora, porque considero que se lo merecía. Y esta pues, últimamente se me han ido tres personas muy queridas, mi madre, mi suegra y mi tía, entonces, quise dedicarles la exposición a ellas. Sé que donde estén, están disfrutando mucho con esto.

P. ¿Actualmente tienes algún cuadro fuera de España?

R. Uff… Tengo muchos. Tengo en Londres, tengo en Nueva York, en Pekín terminó la exposición, otra que he hecho después con una galería de Barcelona… Tengo también mucha obra repartida en galerías nacionales, que se encargan de mandarte obra al extranjero. Ahora mismo no me acuerdo de en qué sitios, pero sí tengo mucha obra en el extranjero.

P. En Martos hay muchas actividades culturales, pero ¿crees que le falta algo más para potenciarlo?

R. Sí. Se debería potenciar mucho más las actividades culturales. Por ejemplo, yo he echo de menos, y lo he planteado muchas veces, crear un colectivo, hablando de mi rama de artistas. Estamos cada uno desperdigados, vamos cada uno a nuestro aire… Hacer una Asociación, hacer algo, para que nos reuniéramos, una vez al mes que nos juntáramos, plantear ideas, hacer exposiciones colectivas. Eso sería muy importante y yo hablo de mi etapa pictórica. Luego, a lo mejor, la etapa literaria… hay tantas cosas que se podrían hacer en Martos... Yo sí las he planteado, incluso lo he dicho en el Ayuntamiento, a la concejalía de Cultura, que estoy aquí para lo que necesiten, que sería cuestión de aportar ideas nuevas, que se pueden hacer muchas más cosas… Echo de menos eso… Quizás porque hay muy buenos pintores en Martos y sería cuestión de crear un colectivo para que nos juntáramos… Y eso sería muy, muy interesante. 

P. ¿Y la gente valora el esfuerzo que hacen los artistas por llevarles la cultura?

R. No. Hay un tanto por ciento muy limitado, por desgracia, que por su puesto que sí lo valoran. Pero no el tanto por ciento que quisiéramos. No se valora el sacrificio, el trabajo que todo esto tiene, un cuadro no se hace en media hora… tiene muchas horas y muchos días de trabajo. Una exposición en sí, como esta, son muchos días, muchos meses y muchos años… entonces, nuestra recompensa, independientemente de las ventas, que es de lo que nosotros vivimos,  es que el público se pasara, viera la exposición y la valorara. Tanto crítica buena como la negativa. De las negativas se aprenden mucho también.

P. ¿Cuáles son tus planes a medio-largo plazo?

R. El proyecto que me tiene totalmente sumergido, porque transportar esa obra a Manhattan es complicado, entonces, estoy viendo los soportes, los formatos que voy a hacer… entonces estoy en proceso de evolución, porque estoy haciendo muchas obra, aparcándola precisamente para allí, porque si allí llevo veinticinco obras, no se trata de decir las veinticinco van expuestas, tengo que tener 30 o 35 para seleccionar las mejores obras.

Luego tengo muchas exposiciones, el 16 inauguro una en Madrid, en la Asociación Española de Pintores y Escultores, en la calle Infanta, que es totalmente mía. Luego tengo otra en mayo en el antiguo Banco de España, el Muelle de la Ciudadela, en la Sala de Exposiciones que han abierto. Tengo en agosto, en León, una galería fantástica, la Galería de Arte Alemi, con un nivel altísimo, y he contratado para el día 23 de agosto y en Barcelona inauguro en la Galería Nuevo Mileni en septiembre… tengo un abanico extenso de exposiciones.

DSC 0055P. ¿Te mudarías a otro sitio donde se valorara más el arte?

R. No. Yo soy marteño de pura cepa, me moriré, si Dios quiere, en mi pueblo… quiero, amo y respeto a mi pueblo. Soy un enamorado totalmente de mi pueblo, se me llena la boca de mi pueblo… Expongo en cualquier sitio y siempre saco algo para hablar de mi pueblo. Entonces, no. Yo sé que la gente aquí me quiere, me valora, me respetan y esa es mi mayor recompensa, independientemente de reconocimientos y de historias.. que son importantes, pero el calor humano es todos los días.

P. Para finalizar, ¿qué pides para el 2017?

R. Pues salud. Será el tópico, típico, pero qué pedimos… pues salud que es la base principal del eslabón y por supuesto trabajo. Aunque mayoritariamente salud.