Nublado

13°C

Martos

Nublado

Humedad: 64%

Viento: 9.66 km/h

  Deportes 

A partir del 12 de octubre entrará en vigor una normativa europea que establece un nuevo etiquetado para identificar los distintos tipos de combustible: un círculo para la gasolina, un cuadrado para el gasóleo y un rombo para los combustibles gaseosos (hidrógeno, gas natural comprimido…).

Las etiquetas se colocarán en las tapas de los tapones del depósito de combustible de todos los vehículos nuevos comercializados por primera vez o matriculados a partir del 12 de octubre, y en los surtidores de las estaciones de servicio, para que el usuario identifique claramente el combustible compatible con su vehículo. El consumidor debe asegurarse que la etiqueta del surtidor y la de su vehículo coinciden.

La información sobre los combustibles compatibles con el vehículo y sus correspondientes etiquetas, también se encontrará en el manual de usuario que se entrega a los propietarios con la documentación del vehículo.

Estas etiquetas serán iguales en todos los países de la Unión Europea.

Etiquetas combustibles detalle grande

¿Y los híbridos y eléctricos?

Los vehículos híbridos como tal no tendrán una etiqueta exclusiva, deberán llevar la etiqueta correspondiente al tipo de combutible que utilice su motor de combustión (gasolinaa o diésel). Por su parte, la Unión europea está trabajando en una norma que establezca las características de la etiqueta aplicable a los vehículos eléctricos y sus puntos de recarga.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     

MI COCHE NO ES NUEVO Y NO TENGO ETIQUETA ¿QUÉ HAGO?     

El principal problema que se plantearán los usuarios, cuando su vehículo no sea nuevo, y por lo tanto no lleve etiqueta, es saber que tipo de combustible debe repostar ahora. Para ayudarles, en todas las estaciones de servicio se expondrán unas tablas de equivalencia entre la denominación actual y las nuevas etiquetas para evitar dudas o errores a los usuarios.                                                        

LOS COMBUSTIBLES NO CAMBIAN           

Los operadores de productos petrolíferos y los vendedores de carburantes y combustibles, quieren aclarar que “el nuevo etiquetado informativo ni sustituye ni modifica la información que se da en la actualidad”, y que se trata de una herramienta visual que complementa la información actual, que “pretende ayudar al conductor”. Igualmente, puntualizan que los productos que se expidan en las estaciones de servicio seguirán siendo iguales a los que vienen ofreciendo hasta ahora.

Fuente: DGT